Después de esto, ¡no podrás despegarte de Málaga!

Comida, playa, arte e historia. Estas son algunas de las atracciones que posee Málaga, ciudad y municipio de España, ubicada en la comunidad de Andalucía. En esta ocasión señalaré por qué no puedes dejar de visitar Málaga en tus próximas vacaciones a Europa, y una vez que la visites, será difícil desprenderte de sus encantos.

Comencemos con la delicia sin la que nadie puede vivir: comida. En Málaga tienen muy claro que la gastronomía es una de sus mayores atracciones, por lo que existe un balance entre lo tradicional y las nuevas propuestas contemporáneas. Un plato que no puede faltar en casi ningún puesto de comida malagueño, es el pescado frito. Ya sea porque pasaste la tarde en la playa o que simplemente apareció el antojo de este festín, el “pescaíto” frito es uno de los bocados que más atrapa a quienes visitan esta ciudad. El producto forma parte de la dieta malagueña, que fue declarada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad. Y si la UNESCO piensa que la gastronomía de Málaga es deliciosa, al menos deberíamos comprobarlo.

Pero ¿y las tapas? ¡Por supuesto! Las hay de todos los sabores, y por lo general están acompañadas de una buena copa de vino, o una refrescante cerveza para los soleados días de julio. Solo imagina esto: tú y tus amigos, en un restaurante-terraza, disfrutando de unas tapas en un refrescante día de mayo ¿todavía no te decides por Málaga? Entonces aumentémosle otro factor: la playa.

Existen 14 kilómetros de playas esperando por ti, y al igual que las tapas, las hay para todos los gustos. Aunque las playas de Málaga están enclavadas en la ciudad, también han sido estratégicamente separadas de la distracción urbana de la que solemos escapar cuando visitamos la orilla del océano. Guadalmar es una de las playas más alejadas del ambiente urbanístico, lo que también la convierte en una zona ideal para tener una sección nudista. Pero esta playa no está sola, la acompañan Peñón del Cuervo y Baños del Carmen, que aunque no cuentan con áreas nudistas, sí están un poco apartadas de la civilización. Por otro lado, San Andrés, La Malagueta y Pedregalejo brindan un entorno más urbano, para aquellos que gustan de la mezcla entre la vida en la ciudad con un toque de naturaleza playera. Si estas opciones no son suficientes, recuerda que tienes 16 playas malagueñas por escoger.

Pero si lo tuyo no está en la comida ni en la playa, tal vez un paseo por el arte de Málaga te convenza de visitar la ciudad. Y qué mejor motivación que uno de los mejores artistas modernos: Pablo Picasso. ¿Acaso existe una mejor propuesta que pasar la mañana apreciando las obras que este gran pintor creó con sus manos? Puedes encontrar sus pinturas en el Museo Picasso Málaga. Esta galería invita a los amantes del arte a recorrer sus pasillos, llenos de ocho décadas del trabajo artístico de Pablo Picasso. La Colección Permanente del museo posee 233 obras de una de las mentes más brillantes del mundo artístico moderno. Las 11 salas de esta galería de arte muestran el proceso de Picasso por romper con los preceptos establecidos en el arte del siglo pasado, para dar nuevas luces que todavía sirven de gran inspiración en el mundo contemporáneo. Las diferentes disciplinas, líneas curvas y rectas, claro oscuro, y conceptos creativos trasladan a los visitantes del Museo Picasso Málaga hacia la rebelión que el pintor ofrendó al arte.

Gracias a ofertas como las que acabas de leer, Málaga se posiciona como un diverso destino turístico europeo. Esta ciudad española también ostenta el Parque Natural Montes de Málaga, la desembocadura del Guadalhorce, el Jardín Botánico Histórico La Concepción, entre otras atracciones que conforman el entorno urbanístico y paisaje natural de quienes viven en la ciudad y de aquellos que la visitan por primera, o en repetida ocasión. Como un ofrecimiento más, puedes llevarte un poco de Málaga contigo. Ya sea en alguna nueva costumbre culinaria; las ganas de pasar una que otra tarde en la terraza, acompañado de tapas y cerveza; al descubrirte apreciando el cubismo de Picasso cuando le das una ojeada a alguna pintura u obra de arte o simplemente planificando tu regreso a las calles malagueñas para volver a disfrutar de su cultura.

 

Kristel Salcedo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *